El valor de nuestras salas temáticas se basa en la propiedad e identificación que adquiere el profesor de la asignatura sobre su propio espacio para desarrollar comunicacionalmente el entorno hacia un mejor aprendizaje del alumno; así el estudiante es invitado a participar y entrar en un “mundo” vinculado a la especialidad correspondiente. La armonía e integridad asociadas a una misma línea logran sin duda mejorar los procesos de aprendizaje.